Más de 43 años dedicados a la promoción, planificación, construcción y la venta de proyectos inmobiliarios. Conoce nuestra historia y exitosa trayectoria.

Quiénes somos

Estos 43 años de servicio ininterrumpido han sido parte de un proceso vital fundamentalmente estético - donde se han unido necesidades individuales y colectivas, formas de manifestarse y motivaciones profundas encarnadas en una nueva mentalidad de forjar un Ecuador diferente.

Uribe & Schwarzkopf como firma constructora se siente orgullosa de sus logros en los campos de la promoción, la planificación, la construcción y la venta de viviendas, departamentos, oficinas comerciales, así como construcciones de interés social en diferentes sectores de la capital de la República. Esta recuperación gráfica que hoy se la comparte con la comunidad ecuatoriana se expresa no tanto en las construcciones en sí, sino en los seres humanos que las habitan, las frecuentan, las utilizan y les siguen dando vida. A lo largo de estas páginas desfilan una serie heterogénea de creaciones humanas, pero la distribución no es arbitraria ni mucho menos. Porque detrás de cada edificio, de cada departamento, de cada conjunto habitacional hay un concepto vital, un planteamiento espacial, un carácter, un fin y un motivo por los cuales nacieron para enriquecer el espacio humano y para mejorar el horizonte citadino.

Uribe & Schwarzkopf agradece a la comunidad ecuatoriana, a todos los clientes, amigos y a las empresas que colaboraron con el propósito de hacer realidad el sueño de muchas personas e instituciones.

laconstructora-rollover

Proeco Living

Concientes del tema ambiental, hemos desarrollado como Uribe & Schwarzkopf un concepto pro ecología:

  • Volumetría escultórica que dispone de suficiente sombra para minimizar el impacto solar sobre el usuario.
  • Edificio equipado con sensores de luz y movimiento que otorgan al funcionamiento energético mayor eficiencia.
  • Terrazas verdes en la superficie de los espacios exteriores, reduciendo el efecto de isla de calor de las grandes ciudades, minimizando con ello el impacto de la construcción.
  • Aislamiento térmico, los mantos vegetales obstruyen, filtran y reflejan la radiación solar, combatiendo el calor en días soleados, y conservando el calor en los días de invierno; generan también protección al ruido porque actúan como pantallas acústicas.
  • Utilización de vidrio transparente incoloro, para garantizar la iluminación suficiente en los ambientes de trabajo.
  • Edificio inteligente con fuentes propias de energía, para iluminaciones de recorridos y circulaciones exteriores.
  • Utilización de materiales de bajo impacto ecológico.
  • Arquitectura que busca minimizar la huella de CO2 de la edificación.
  • Estándar internacional de logística sostenible para la construcción.

Trayectoria

1973 - 1977

La década de los setentas fue un período de notables cambios políticos y económicos, no solo en Ecuador sino en toda América Latina. En nuestro país, la gravitación de estos cambios fue mayor por un suceso de notable trascendencia: la explotación del petróleo. El crecimiento del Ecuador fue evidente y permitió la transformación del modelo económico, sobre la base de los nuevos ingresos de la naciente industria petrolera. Como resultado se produjo un proceso dinámico de inversiones públicas y privadas, siendo una de las áreas beneficiadas de la construcción. Quito mejoró su fisonomía. En la zona norte y otros distritos de la ciudad se crearon en poco tiempo urbanizaciones, ciudadelas, pasos a desnivel y facilidades de tránsito mediante vías de descongestionamiento y autopistas, que contribuyeron a organizar la urbe y embellecerla. Uribe & Schwarzkopf cooperó en estos empeños -que intentaban entonces ofrecer una alternativa para convertir a Quito en una "ciudad para vivir"- con la planificación y construcción de edificios de departamentos, casas de vivienda y soluciones habitacionales con un estilo moderno y funcional, tanto en el perímetro urbano como en los valles aledaños.

1978 - 1982

El regreso de la democracia marcó un hito importante en las relaciones sociales, políticas y económicas del Ecuador. El inicio de este periodo contribuyó a crear confianza y participación de la empresa privada en grandes proyectos nacionales. En el campo de la construcción Quito continuó su vigoroso crecimiento, a la "Luz de América", tanto a nivel vertical como horizontal.Las migraciones internas contribuyeron a aumentar la población y agudizar ciertos problemas. Pese a ello, Quito se convertiría paulatinamente en una hermosa metrópoli, con su propio carácter dado por su hidalgo origen, que dio razones suficientes a la UNESCO para que la declarase como primer "Patrimonio Cultural de la Humanidad ". La empresa Uribe & Schwarzkopf, de acuerdo con su política, afianzó sus proyectos mediante la promoción, planificación, construcción y ventas de departamentos, locales comerciales, suites y casas unifamiliares. La arquitectura quiteña había incorporado un nuevo concepto de vivir con comodidad y en comunidad de intereses.

1983 - 1987

La modernidad tuvo algunos factores asociados en el Ecuador la secularización general de las costumbres, la incorporación paulatina de la mujer en el proceso productivo, la incidencia de los medios audiovisuales, el auge del modelo agro exportador complementado con el petróleo y el fenómeno de la urbanización el Ecuador pasó a ser en este período un país urbano, entre otros. La urbanización convirtió a las grandes ciudades en polos de desarrollo, es decir, en ejes a través de los cuales se promovió cambios de comportamiento citadino, relacionados con la estructura de la familia, el uso de los espacios, el campo laboral y la utilización del tiempo libre. La compañía Uribe & Schwarzkopf apostó a favor de una urbanización de corte moderno y humano, al servicio de la creación de nuevos escenarios para la vida. Planificó y construyó viviendas, departamentos, oficinas y centros comerciales antisísmicos, dotados de conceptos donde combinan armoniosamente las necesidades de sus habitantes y los requerimientos del entorno y los servicios comunitarios. La promoción y desarrollo de este tipo de urbanismo significó mucho trabajo, la incorporación de nuevas tecnologías, la gerencia estratégica y políticas claras para satisfacer los gustos de una demanda siempre exigente.

1988 - 1992

La arquitectura quiteña se cimentó sobre nuevos paradigmas. El paisaje natural dio ambientes extraordinarios par crear espacios, estilos y modelos constructivos que irían configurando un modo de ver y hacer un urbanismo diferente. Sin estridencias, Uribe & Schwarzkopf continuó su proceso de consolidación con un liderazgo eficaz, que cifró en los resultados su ventaja comparativa y competitiva. Sus obras ya numerosas en el horizonte capitalino son propuestas innovadoras, que en ocasiones rompen esquemas, sencillas y de gran contenido social. Comienza a vislumbrarse una gran responsabilidad y una nueva capacidad para ofrecer alternativas en los campos de la ingeniería, la arquitectura y el urbanismo en el Ecuador y otros países. Uribe & Schwarzkopf, abierta a los cambios, imprimió una diversidad de estrategias que generaron nuevos valores y opciones en la industria de la construcción, acompañando el increíble desarrollo urbanístico de Quito. Y, por supuesto, generó empleos para muchos ecuatorianos y múltiples oportunidades para proveedores de materiales y servicios relacionados con la construcción.

1993 - 1997

En los umbrales de la sociedad del conocimiento, las crecientes capacidades tecnológicas y empresariales permitieron a Uribe & Schwarzkopf ofrecer una dinámica creacional de notable impacto en usuarios y clientes. Se debía innovar, producir, competir y crear soluciones constructivas de alta calidad mediante estructuras "inteligentes", que permitirían la aparición de servicios con nuevos significados y sentidos, según los sectores socio-económicos y la competitividad, y con un sólido soporte informático. Los departamentos y viviendas orientadas al bienestar de las familias, y las oficinas y comercios destinados a dinamizar la producción y la productividad son en realidad respuestas originales, que integran ideas y conceptos que tienden a satisfacer necesidades actuales y a prepararnos para recibir al futuro. Uribe & Schwarzkopf ha hecho esfuerzos importantes para responder a estos desafíos. Sus objetivos se han cumplido gracias a una demanda segmentada que espera respuestas creativas donde la eficiencia no es un vocablo declarativo, sino un valor esencial de la misión de esta empresa. En esta perspectiva, la sensibilidad social de Uribe & Schwarzkopf ha sido compatible con su afán permanente de buscar la excelencia, el uso correcto de la tecnología y el liderazgo en el complejo mundo de la construcción.

1998 - 2001

El fin del siglo XX y el inicio del siglo XXI significaron para la humanidad una época de modificaciones sustanciales, en los campos de la política, las ciencias, las artes, la economía y la cultura. En plena era de la globalización la sociedad humana conoció nuevos descubrimientos científicos, especialmente en los campos de la biotecnología -el genoma humano es una muestra de aquello-, y el progreso de las naciones gracias a la liberación del comercio. Pero al crecimiento económico devino otros problemas graves como el calentamiento de la tierra y sus secuelas, la proliferación del sida y la inequidad social, fuentes de intolerancia y violencia. América Latina creció, pero no lo suficiente para incidir en las causas de los conflictos. En nuestro país se produjo la crisis política más importante de su historia, aunada por la crisis bancaria que dio origen a la dolarización que se mantiene hasta hoy. Pero la inestabilidad política y económica en el Ecuador reafirmó la fe en el país y en las instituciones democráticas, afectadas por los bloqueos permanentes. Surgió la empresa privada y entre ellas Uribe & Schwarzkopf para propiciar confianza, empleo y posibilidades de crecimiento. En el campo de la construcción, Uribe & Schwarzkopf no cejó en sus esfuerzos y encontró en la crisis oportunidades interesantes de producción de bienes y servicios. Y surgieron nuevos proyectos urbanísticos que embellecieron el Ecuador, de la mano de nuevas tecnologías y sistemas de financiamiento que fomentaron el ahorro, la liquidez y la búsqueda conjunta de soluciones. El sector privado confiable dinamizó la economía, y Uribe & Schwarzkopf se constituyó en un referente visible de un proyecto más amplio: la construcción del Ecuador del Tercer Milenio.

2007 - 2011

En el transcurso de estos 5 años tanto como para el país como para Uribe & Schwarzkopf ha sido de gran significado el impulso al sector de la construcción, favorecido por el auge consumista que ha caracterizado a los agentes económicos en los últimos años, los bienes inmuebles, producto de su preferencia por la liquidez antes que el ahorro en bancos. Además con beneficios sociales como los entregados por el Biess han permitido que varias familias ecuatorianas hayan cumplido con el sueño de obtener su vivienda propia. Dentro de nuestro extenso portafolio de proyectos podemos destacar a Urban Plaza, edificio entregado a la sociedad como nuevo ícono en el sector de la Plaza Artigas; que además fue premiado con la Medalla de Oro Bienal de Miami + Beach 2009. Es de gran satisfacción para Uribe & Schwarzkopf seguir aportando con el embellecimiento de la urbe con la edificación de nuevos e inteligentes edificios que responden a las necesidades durante estos 38 años de trayectoria. En diciembre de 2010 se inició la Construcción de Paseo San Francisco, un nuevo concepto de galería comercial, educación y entretenimiento, un proyecto con amplios espacios destinados para la cultura. Y sin duda, el traslado del aeropuerto al sector de Tababela para el año 2012 marcará un nuevo rumbo para la construcción permitiendo aún más el crecimiento vertical de la ciudad.

2011 - 2015

Estos 5 años para Uribe & Schwarzkopf han sido de mucho aprendizaje y evolución ya que actualmente consientes del tema ambiental, tratamos de generar una cultura de sustentabilidad en la construcción, y desarrollamos el concepto “Pro Eco Living”. Utilizando la volumetría que dispone de suficiente sombra para minimizar el impacto solar sobre el usuario, edificios equipados con sensores de luz y movimiento, que otorgan al funcionamiento energético mayor eficiencia, terrazas verdes en la superficie de los espacios exteriores, reduciendo el efecto de isla de calor de las grandes ciudades, minimizando con ello el impacto de la construcción, entre otras. Entregamos a la ciudad proyectos como Catalina Parc, Bristol Parc ubicados en la Catalina Aldáz, nuevo polo de desarrollo de la ciudad, Villa Isidora en Cumbayá, Martiniqa y Cosmopolitan Parc, un edificio único en su especie, con una piscina panorámica que otorga una privilegiada vista del Parque La Carolina, además de contar con terraza verde y diferentes áreas sociales como Spa, Gimnasio, Kids Club, Sala de Cine, área BBQ, salón de juegos, etc., mejorando así la calidad de vida de quienes habitan en Cosmopolitan Parc y aportando con el embellecimiento de la ciudad. También empezamos la construcción de Sorelina, He Parc, La Recoleta proyecto ubicado en la Catalina Aldáz, Gaia un proyecto diferente por su Diseño Orgánico y vanguardista, y Metropolitan, ubicado sobre el boulevard de la Av. Naciones Unidas, sin duda el proyecto de oficinas más importante de el sector, calidad y estilo son sus atributos principales, Metropolitan cuenta con 18 pisos de altura y 6 niveles de subsuelos, amplios ventanales para obtener la mejor vista y un espectacular atrio que genera iluminación natural a todos los pisos, sin duda que será un nuevo ícono en el sector.

1973 - 1977

La década de los setentas fue un período de notables cambios políticos y económicos, no solo en Ecuador sino en toda América Latina. En nuestro país, la gravitación de estos cambios fue mayor por un suceso de notable trascendencia: la explotación del petróleo. El crecimiento del Ecuador fue evidente y permitió la transformación del modelo económico, sobre la base de los nuevos ingresos de la naciente industria petrolera. Como resultado se produjo un proceso dinámico de inversiones públicas y privadas, siendo una de las áreas beneficiadas de la construcción. Quito mejoró su fisonomía. En la zona norte y otros distritos de la ciudad se crearon en poco tiempo urbanizaciones, ciudadelas, pasos a desnivel y facilidades de tránsito mediante vías de descongestionamiento y autopistas, que contribuyeron a organizar la urbe y embellecerla. Uribe & Schwarzkopf cooperó en estos empeños -que intentaban entonces ofrecer una alternativa para convertir a Quito en una "ciudad para vivir"- con la planificación y construcción de edificios de departamentos, casas de vivienda y soluciones habitacionales con un estilo moderno y funcional, tanto en el perímetro urbano como en los valles aledaños.

1978 - 1982

El regreso de la democracia marcó un hito importante en las relaciones sociales, políticas y económicas del Ecuador. El inicio de este periodo contribuyó a crear confianza y participación de la empresa privada en grandes proyectos nacionales. En el campo de la construcción Quito continuó su vigoroso crecimiento, a la "Luz de América", tanto a nivel vertical como horizontal.Las migraciones internas contribuyeron a aumentar la población y agudizar ciertos problemas. Pese a ello, Quito se convertiría paulatinamente en una hermosa metrópoli, con su propio carácter dado por su hidalgo origen, que dio razones suficientes a la UNESCO para que la declarase como primer "Patrimonio Cultural de la Humanidad ". La empresa Uribe & Schwarzkopf, de acuerdo con su política, afianzó sus proyectos mediante la promoción, planificación, construcción y ventas de departamentos, locales comerciales, suites y casas unifamiliares. La arquitectura quiteña había incorporado un nuevo concepto de vivir con comodidad y en comunidad de intereses.

1983 - 1987

La modernidad tuvo algunos factores asociados en el Ecuador la secularización general de las costumbres, la incorporación paulatina de la mujer en el proceso productivo, la incidencia de los medios audiovisuales, el auge del modelo agro exportador complementado con el petróleo y el fenómeno de la urbanización el Ecuador pasó a ser en este período un país urbano, entre otros. La urbanización convirtió a las grandes ciudades en polos de desarrollo, es decir, en ejes a través de los cuales se promovió cambios de comportamiento citadino, relacionados con la estructura de la familia, el uso de los espacios, el campo laboral y la utilización del tiempo libre. La compañía Uribe & Schwarzkopf apostó a favor de una urbanización de corte moderno y humano, al servicio de la creación de nuevos escenarios para la vida. Planificó y construyó viviendas, departamentos, oficinas y centros comerciales antisísmicos, dotados de conceptos donde combinan armoniosamente las necesidades de sus habitantes y los requerimientos del entorno y los servicios comunitarios. La promoción y desarrollo de este tipo de urbanismo significó mucho trabajo, la incorporación de nuevas tecnologías, la gerencia estratégica y políticas claras para satisfacer los gustos de una demanda siempre exigente.

1988 - 1992

La arquitectura quiteña se cimentó sobre nuevos paradigmas. El paisaje natural dio ambientes extraordinarios par crear espacios, estilos y modelos constructivos que irían configurando un modo de ver y hacer un urbanismo diferente. Sin estridencias, Uribe & Schwarzkopf continuó su proceso de consolidación con un liderazgo eficaz, que cifró en los resultados su ventaja comparativa y competitiva. Sus obras ya numerosas en el horizonte capitalino son propuestas innovadoras, que en ocasiones rompen esquemas, sencillas y de gran contenido social. Comienza a vislumbrarse una gran responsabilidad y una nueva capacidad para ofrecer alternativas en los campos de la ingeniería, la arquitectura y el urbanismo en el Ecuador y otros países. Uribe & Schwarzkopf, abierta a los cambios, imprimió una diversidad de estrategias que generaron nuevos valores y opciones en la industria de la construcción, acompañando el increíble desarrollo urbanístico de Quito. Y, por supuesto, generó empleos para muchos ecuatorianos y múltiples oportunidades para proveedores de materiales y servicios relacionados con la construcción.

1993 - 1997

En los umbrales de la sociedad del conocimiento, las crecientes capacidades tecnológicas y empresariales permitieron a Uribe & Schwarzkopf ofrecer una dinámica creacional de notable impacto en usuarios y clientes. Se debía innovar, producir, competir y crear soluciones constructivas de alta calidad mediante estructuras "inteligentes", que permitirían la aparición de servicios con nuevos significados y sentidos, según los sectores socio-económicos y la competitividad, y con un sólido soporte informático. Los departamentos y viviendas orientadas al bienestar de las familias, y las oficinas y comercios destinados a dinamizar la producción y la productividad son en realidad respuestas originales, que integran ideas y conceptos que tienden a satisfacer necesidades actuales y a prepararnos para recibir al futuro. Uribe & Schwarzkopf ha hecho esfuerzos importantes para responder a estos desafíos. Sus objetivos se han cumplido gracias a una demanda segmentada que espera respuestas creativas donde la eficiencia no es un vocablo declarativo, sino un valor esencial de la misión de esta empresa. En esta perspectiva, la sensibilidad social de Uribe & Schwarzkopf ha sido compatible con su afán permanente de buscar la excelencia, el uso correcto de la tecnología y el liderazgo en el complejo mundo de la construcción.

1998 - 2001

El fin del siglo XX y el inicio del siglo XXI significaron para la humanidad una época de modificaciones sustanciales, en los campos de la política, las ciencias, las artes, la economía y la cultura. En plena era de la globalización la sociedad humana conoció nuevos descubrimientos científicos, especialmente en los campos de la biotecnología -el genoma humano es una muestra de aquello-, y el progreso de las naciones gracias a la liberación del comercio. Pero al crecimiento económico devino otros problemas graves como el calentamiento de la tierra y sus secuelas, la proliferación del sida y la inequidad social, fuentes de intolerancia y violencia. América Latina creció, pero no lo suficiente para incidir en las causas de los conflictos. En nuestro país se produjo la crisis política más importante de su historia, aunada por la crisis bancaria que dio origen a la dolarización que se mantiene hasta hoy. Pero la inestabilidad política y económica en el Ecuador reafirmó la fe en el país y en las instituciones democráticas, afectadas por los bloqueos permanentes. Surgió la empresa privada y entre ellas Uribe & Schwarzkopf para propiciar confianza, empleo y posibilidades de crecimiento. En el campo de la construcción, Uribe & Schwarzkopf no cejó en sus esfuerzos y encontró en la crisis oportunidades interesantes de producción de bienes y servicios. Y surgieron nuevos proyectos urbanísticos que embellecieron el Ecuador, de la mano de nuevas tecnologías y sistemas de financiamiento que fomentaron el ahorro, la liquidez y la búsqueda conjunta de soluciones. El sector privado confiable dinamizó la economía, y Uribe & Schwarzkopf se constituyó en un referente visible de un proyecto más amplio: la construcción del Ecuador del Tercer Milenio.

2007 - 2011

En el transcurso de estos 5 años tanto como para el país como para Uribe & Schwarzkopf ha sido de gran significado el impulso al sector de la construcción, favorecido por el auge consumista que ha caracterizado a los agentes económicos en los últimos años, los bienes inmuebles, producto de su preferencia por la liquidez antes que el ahorro en bancos. Además con beneficios sociales como los entregados por el Biess han permitido que varias familias ecuatorianas hayan cumplido con el sueño de obtener su vivienda propia. Dentro de nuestro extenso portafolio de proyectos podemos destacar a Urban Plaza, edificio entregado a la sociedad como nuevo ícono en el sector de la Plaza Artigas; que además fue premiado con la Medalla de Oro Bienal de Miami + Beach 2009. Es de gran satisfacción para Uribe & Schwarzkopf seguir aportando con el embellecimiento de la urbe con la edificación de nuevos e inteligentes edificios que responden a las necesidades durante estos 38 años de trayectoria. En diciembre de 2010 se inició la Construcción de Paseo San Francisco, un nuevo concepto de galería comercial, educación y entretenimiento, un proyecto con amplios espacios destinados para la cultura. Y sin duda, el traslado del aeropuerto al sector de Tababela para el año 2012 marcará un nuevo rumbo para la construcción permitiendo aún más el crecimiento vertical de la ciudad.

2011 - 2015

Estos 5 años para Uribe & Schwarzkopf han sido de mucho aprendizaje y evolución ya que actualmente consientes del tema ambiental, tratamos de generar una cultura de sustentabilidad en la construcción, y desarrollamos el concepto “Pro Eco Living”. Utilizando la volumetría que dispone de suficiente sombra para minimizar el impacto solar sobre el usuario, edificios equipados con sensores de luz y movimiento, que otorgan al funcionamiento energético mayor eficiencia, terrazas verdes en la superficie de los espacios exteriores, reduciendo el efecto de isla de calor de las grandes ciudades, minimizando con ello el impacto de la construcción, entre otras. Entregamos a la ciudad proyectos como Catalina Parc, Bristol Parc ubicados en la Catalina Aldáz, nuevo polo de desarrollo de la ciudad, Villa Isidora en Cumbayá, Martiniqa y Cosmopolitan Parc, un edificio único en su especie, con una piscina panorámica que otorga una privilegiada vista del Parque La Carolina, además de contar con terraza verde y diferentes áreas sociales como Spa, Gimnasio, Kids Club, Sala de Cine, área BBQ, salón de juegos, etc., mejorando así la calidad de vida de quienes habitan en Cosmopolitan Parc y aportando con el embellecimiento de la ciudad. También empezamos la construcción de Sorelina, He Parc, La Recoleta proyecto ubicado en la Catalina Aldáz, Gaia un proyecto diferente por su Diseño Orgánico y vanguardista, y Metropolitan, ubicado sobre el boulevard de la Av. Naciones Unidas, sin duda el proyecto de oficinas más importante de el sector, calidad y estilo son sus atributos principales, Metropolitan cuenta con 18 pisos de altura y 6 niveles de subsuelos, amplios ventanales para obtener la mejor vista y un espectacular atrio que genera iluminación natural a todos los pisos, sin duda que será un nuevo ícono en el sector.